Menú Cerrar

Las 7 mejores mantas de invierno baratas para protegerte del frío

mejor-manta-de-invierno

Con la llegada del frío, mantenernos calientes es algo que nos brinda seguridad y comodidad, y es algo que incluso nuestros antepasados más lejanos persiguieron con anhelo.

Por suerte, tú no tienes que buscar tanto como ellos, pues en este post te mostraré la mejor manta de invierno, para que puedas mantener tu cuerpo caliente durante las noches de peli en el sofá o para dormir muy a gusto.

¿Cuánto cuestan las mantas para el invierno?

Los precios pueden variar según el tamaño del modelo, su diseño, la marca o el material utilizado en la confección, pero este no es el único factor ligado al costo de una manta, encontrándose entre precios que oscilan los entre los 20 y 30 euros para modelos tradicionales de invierno y comienzan en los 30 euros en promedio para las mantas eléctricas.

¿Qué debe tener la mejor manta de invierno?

Una vez que llega el invierno, es hora de sacar nuestras mejores mantas para mantenernos siempre abrigados. ¿Qué? ¿Qué no tienes una? Pues entonces debes hacerte con una pronto. Y presta atención a lo que debes tener en cuenta para llevar la mejor:

  • Tamaño: Debe ser del tamaño adecuado para tu cama o sofá, existiendo en diferentes dimensiones capaces de adaptarse a todas las necesidades.
  • Tela: Dependiendo de la tela puede ser una colcha más ligera o pesada, más caliente o más fría, incluso puede que seas alérgico a algún tipo específico.
  • Alergias: Algunos modelos son hipealergénicos, son excelentes para las personas que deban evitar el polvo, ácaros y diferentes materiales que pueden causar reacciones cutaneas.
  • Tejido: El tejido puede afectar la manera en que brindan calor, como también, hacerlas más pesadas y cómodas, o más livianas y transpirables, siendo estas una opción para días más calurosos.

Comparativa de las mejores mantas de invierno

1. Manta en tela sherpa y microvisón AmazonBasics

manta-de-invierno-de-sherpa-y-microvison-AmazonBasics

Esta manta es tan suave como se ve y no querrás despegarte de ella por lo cómoda que resulta. Es tan cómoda y acolchada que puedes utilizarla como cojín si no hace tanto frío.

Está fabricada en tela de sherpa y microvisón, por lo que garantiza una suavidad increíble, como si te abrigaras con tu peluche favorito. A pesar de estar fabricada en materiales sintéticos, los mismos son de tan alta calidad que causan dan la impresión de ser naturales.

Es un modelo reversible apto para todo el año y su capa de poliéster es a prueba de pelo y pelusas. Además, es apta para lavar a máquina, pero eso sí, a bajas temperaturas.

2. Manta de invierno Bedsure: La mejor reversible

Manta-de-invierno-Bedsure

Esta manta lo tiene todo. Elegancia, comodidad, calor y resistencia. Puedes utilizarla para la cama, metiéndote en ella por las noches y dejándola extendida por la mañana, como edredón para cama; o también sirve para sofá, en el que puedes ver televisión, o tomarte una bebida caliente mientras luchas contra el frío.

Su diseño reversible, con franela por un lado y sherpa por el otro, te podrá difícil decidirte por qué lado utilizar para que te puedas proteger del frío.

Úsala con confianza y sin miedo, pues puede resistir mejor las manchas y la elasticidad que las mantas de algodón, lo que te permite disfrutar de toda su suavidad sin complejos.

3. Manta de invierno Gräfenstayn: La más suave y de forro polar

manta-de-invierno-Grafenstayn

Con esta manta polar podrás disfrutar del calor y la comodidad en todo momento. Está fabricada en poliéster de altísima calidad, lo que da un tacto suave sobre la piel que te mantiene siempre a gusto.

Gracias al material con el que está confeccionada, puedes lavarla a máquina a bajas temperaturas. Y no te preocupes por los choques eléctricos que genera la fricción cuando estás acostado, pues es antiestática.

Además, viene en una gran cantidad de colores, perfecta para combinarla con cualquier estilo de decoración.

Puedes utilizarla como colcha para dormir, o también puedes abrigarte con ella en tu sofá, o en la terraza mientras disfrutas de una buena vista a las estrellas por la noche.

4. Manta de invierno Catherine Lansfield: En tela de peluche

manta-de-invierno-Catherine-Lansfield

Una cobija que se asemeja mucho a la piel de nuestros peluches favoritos. Está fabricada en tela de peluche y tela polar, con lo que despertará en ti cierta nostalgia por los viejos tiempos.

A su vez, su diseño es elegante, fresco y serio, lo que hace que sea una opción a tener muy en cuanta cuando se están escogiendo los accesorios del dormitorio.

Pero no te limites al dormitorio, puedes llevarla también al salón, recostarte en el sofá y disfrutar de una buena película navideña con la familia.

Está hecha con materiales de gran calidad, así que puedes lavarla a máquina sin temor a que suelte pelo y se estropee.

5. Manta de invierno Beautissu: La más robusta y caliente

Manta-de-invierno-Beautissu

Con tan solo ver esta colcha puedes sentirte abrigado al instante, incluso pueden darte ganas de lanzarte sobre ella. Con esta manta no habrá viento frío que te incomode, gracias a su composición de forro polar 100% poliéster podrás mantenerte siempre bien calentito.

Disfruta de la máxima comodidad gracias al tacto de cachemira, con el que puedes disfrutar de la máxima comodidad en diferentes espacios: la habitación, el salón o la terraza.

Además, es súper duradera. Puedes meterla en la lavadora sin ningún temor a que se dañe, siempre y cuando la temperatura no exceda los 30 grados. Y, a pesar de su gran tamaño y peso, puedes tenerla seca en poco tiempo.

6. Manta de invierno ZOLLNER: material apto para veganos

manta-de-invierno-ZOLLNER

Este modelo de sábanas definitivamente no pasará desapercibido en tu salón si lo eliges, pues está fabricado en imitación de pelo largo con toques de brillo satinado.

A su vez, es una manta reversible, con imitación de pelo largo color blanco en el anverso y tejido polar de color gris en el reverso, creando una bonita y elegante combinación.

Aunque parezca bastante grande, en realidad su gramaje hace que no resulte muy pesada y sea bastante suave al tacto.

Cubre tu cama o tu sofá con esta gran manta y llena el espacio de elegancia con su diseño exclusivo, a la vez que te mantienes lo más cómodo posible.

7. Manta de invierno Gaveno: La más barata

manta-de-invierno-Gaveno

Si quieres conocer la alternativa menos costosa, pero que te garantice un invierno caliente y cómodo, entonces esta es la opción más recomendada. Esta colcha de peluche suave está hecha completamente en poliéster, lo que la hace un modelo ultra suave y bastante cómodo.

Puedes utilizarla para tomar una siesta por la tarde, para ver tus series favoritas en la TV o, por qué no, para leer un buen libro acurrucado junto a la chimenea.

Utilízala para otoño e invierno, gracias a su tela de microfibra de peluche podrás retener todo el calor dentro de la manta durante las noches más frías. ¡No querrás despegarte de ella!

¿Qué es una manta de invierno y para qué sirve?

manta-de-invierno-en-sofa
Las mantas deben tener el tamaño ideal, además de ser suaves y calientes para el invierno

Generalmente las mantas se utilizan para cuidar los muebles y decorar los espacios. Con sus colores y motivos pueden cambiarle la cara a un sofá o a la cama sin necesidad de hacer un gran desembolso de dinero. Haciendo uso de las mismas se puede transformar completamente el espacio, valiéndonos de algún diseño que vaya con nuestra personalidad, o algún material que destaque.

Pero ese no es su único uso, además de brindar un toque decorativo al espacio, también puede ser aprovechada en épocas de frío. Están diseñadas para ser lo suficientemente largas como para cubrir la mayor parte del cuerpo, por lo que puedes apovecharla en tu sofá, en la cama, en tu terraza, o en cualquier espacio donde las temperaturas sean bajas.

¿Qué tener en cuenta al comprar una manta de invierno?

  • Tamaño

En el mercado hay una gran variedad de tamaños de estos accesorios, los mismos pueden variar según la marca que los fabrica o el público al que van dirigidos. El tamaño de manta más pequeño puede estar entre los 125 x 150 centímetros y 115 x 175 centímetros. Normalmente estas mantas son utilizadas sobre los muebles, pero son pocas las que pueden ocupar dos puestos a la vez.

Los modelos más grandes pueden llegar a medir hasta 175 x 230 centímetros (aunque esas medidas pueden variar un poco) y deben ser tan grandes como para cubrir a varias personas.

  • Diseño
manta-en-sofa
Las mantas para el sofá pueden ser el complemento perfecto para tu salón

Los diseños que podemos encontrar pueden llegar a ser infinitos. Los fabricantes pueden plasmar prácticamente cualquier cosa en sus creaciones, por lo que el límite no existe.

Esto puede ser una buena noticia para ti si tienes bien claro lo que quieres llevar a casa, pero si no es así, entonces puede llegar a ser un poco agobiante.

Si quieres hacerte una idea de lo que quieres comprar, entonces comienza por ver la habitación donde la colocarás y piensa en el papel que quieres que juegue en tu habitación: ¿será protagonista o un complemento? Luego de esto evalúa colores y formas que predominan en la habitación y deja que tus instintos fluyan. ¡Seguro que tu opinión no se equivoca!

  • Color

Así como hablamos de diseños, con los colores sucede algo parecido: el límite está en la paleta de colores. Para que estés conforme, intenta hacer una selección de los que más te gusten y luego ver cuál de todos iría mejor con la decoración que tienes en la habitación.

Aunque muchas personas opten por esos colores que van bien con todos los estilos, en ocasiones también es conveniente un poco de atrevimiento, así que puedes intentar arriesgarte un poco e ir por esos colores más llamativos.

  • Sensación

La sensación del tacto de la cobija con la piel es importante. A todos nos gusta un tacto suave y sedoso, más que uno grueso y áspero. Sin embargo, entre gustos y colores no podemos decir que haya uno correcto o incorrecto.

Generalmente la sensación va ligada al tipo de tela y tejido que se aplique para confeccionar la cobija y de igual forma, estos elementos afectan el peso final de la misma.

Los materiales según los tipos de mantas

  • Lana
  • Eléctrica
  • Vellón
  • Algodón
  • Tejida
  • Orgánica
  • Piel sintética
  • Cachemira
  • Visón sintético
  • Plumas
  • Microfelpa

De lana

La lana es una de las telas más cálidas, por lo que es de las más buscadas por los usuarios. Sin embargo, algunas personas afirman que las mantas de lana pueden generarles comezón.

Eléctrica

Almohadilla-Electrica-laluztop

Una manta eléctrica es una manta que ofrece calefacción asistida al usuario. Son realmente seguras y fáciles de usar. Cuentan con temporizadores e interruptores para su uso.

Vellón

Es una opción segura por su durabilidad, facilidad de cuidados y bajo precio. Normalmente las mantas de este material son reversibles, siendo acompañadas por franela en el exterior.

Algodón

Los modelos hechos en esta tela son perfectos para ambientes de estilo náutico o costero. Son muy utilizadas por personas que valoran el medio ambiente, buscando siempre opciones 100% orgánicas.

Tejida

Las cobijas tejidas agregan un bonito toque a las estancias y tienen buenas texturas. No son muy difíciles de hacer si tienes un cierto nivel de experiencia y tampoco son muy costosas, por si no te sientes tan hábil.

Orgánica

Son una opción amigable contigo y con el medio ambiente. Como punto negativo, suelen ser más costosas que otros modelos, por lo que solo las personas verdaderamente comprometidas con el medioambiente las adquieren.

Piel sintética

manta-de-piel-sintetica

Son una opción económica para aquellos que desean una sensación parecida a las telas más cómodas. Puedes encontrarlas en una inmensa variedad de colores, tanto tonos naturales, como brillantes.

Cachemira

Es una tela realmente muy suave y ligera, además de ser considerada una de las más cálidas y menos alérgicas. Con todas estas bondades, es lógico suponer que su costo es elevado, aunque realmente valen la pena.

Visón sintético

Las bondades del visón sin lastimar ni siquiera un solo animalito. Telas suaves y sedosas, ideales para acompañar salones con temáticas invernales, donde reinen los animales y elementos de naturaleza.

Plumas

Esta clase de cobijas está hecha de plumas de gansos o patos y es altamente costosa pues proporciona un excelente aislamiento gracias a su material aislante, que la hace parecer una manta térmica.

Microfelpa

Es una tela bastante fina, pero que cumple a cabalidad con su función de mantenerte caliente. Es bastante resistente y soporta ser lavada a máquina.

Cómo lavar mantas para el invierno en casa

Preguntas frecuentes sobre las mantas de invierno

🛋️ ¿Se puede dormir con una manta de invierno?

Las mantas tradicionales generalmente tienen el mismo tamaño que las sábanas, por lo que también pueden utilizarse como ropa de cama, o una capa dentro de la que puedes dormir.

A pesar de que son más largas y son fabricadas para cubrir todo el cuerpo, las mantas de invierno pueden servirte para mantenerte cómodo y abrigado en otros espacios, como en el sofá, mientras ves televisión.

🛋️ ¿Una manta twin es más grande que una manta de invierno?

La diferencia principal entre ambas es el tamaño. Las mantas, como las de lana y otros tipos de cubrecamas generalmente se cubren un cierto tipo de tamaño de cama.

Dicho de otra forma, utilizan el formato de medidas de colchón twin, queen o King. Mientras que las sábanas tienen tamaños estándar de 50 por 36 pulgadas. Pero si hacemos una comparativa, entonces sí, sí es más grande.

Artículos relacionados

Puedes escribirnos tus comentarios con dudas o preguntas: